Geobotánica y ecofisiología de las plantas en Europa: algunos maestros

4 de mayo 2017

Repaso a la historia de los autores más destacados en los campos de la geobotánica y la ecofisiología.

Andreas Franz Wilhelm Schimper (esquerra) i Henrich Walter (dreta).

Andreas Franz Wilhelm Schimper (izquierda) y Henrich Walter (derecha).

En la introducción de su Ecología, Margalef dice que “buena parte del portal ecología se fisiología al aire libre”, lo que entendemos por ecofisiología, y que la descomposición analítica del entorno en factores de acción y el desarrollo de instrumentos de medida permitieron la formulación de reglas para relacionar intensidad de los factores y respuestas fisiológicas de los organismos.

Los primeros pasos se pueden remontar a conocimientos relacionados con la agricultura (Teofrasto ya hablaba de la acumulación de reservas en semillas y de las condiciones para la germinación). Hoy, la ecofisiología de las plantas conoce un gran desarrollo que se orienta hacia las bases moleculares de las respuestas de las plantas, trade-offs entre características del ciclo de vida, respuestas a los procesos de cambio global, plantas modificadas genéticamente, composición estequiométrica, relaciones con otros organismos simbiontes, parásitos, polinizadores, etc., usando un arsenal tecnológico considerable.

Pero quiero mirar atrás y recordar la relación con la geobotánica de europeos que fueron importantes en el desarrollo de la ecología vegetal. El danés Johannes Eugenius Bülow Warming (1841-1924), que tal vez puede ser considerado el fundador de la ecología, fue un fitogeógrafo muy interesado en las formas de vida y Andreas Franz Wilhelm Schimper (1856-1901) escribió Pflanzengeographie auf Physiologischer Grundlage, es decir Geografía vegetal sobre una base fisiológica.

Physiological Plant Ecology

Physiological Plant Ecology, de Walter Larcher.

Heinrich Walter (1898-1989), fue quien primero empleó medidas ideadas por él mismo para estudiar el estado, función y adaptaciones de las plantas de muchos lugares del mundo en sus propios hábitats. Nacido en Odessa en 1898 de familia y cultura alemanas, fue a la Universidad de Tartu para completar estudios con Peter Claussen (1977-1959) y terminó la tesis en Jena. Trabajó sobre plantas de desierto en Tucson con F. Shreve (1878-1950) y J. E. Weaver (1884-1966) y después fue director del Instituto Botánico de Stuttgart. Escribió la monumental Die Vegetatio der Erde (1964-68). Fue el mentor de Helmuth Lieth, con quien publicó el Climate chart world atlas (1960-67), de Erich Oberdorfer, Heinz Ellenberg, Helmut Freitag y Sigmar Breckle entre otros.

Cuando yo hacía la tesis en los Monegros (leída en 1973 y dirigida por Bolòs), visité a Walter en Stuttgart y él se animó a venir tres semanas. Walter me enseñó cómo hacer medidas rápidas y sencillas de transpiración, déficit hídrico y otras variables. Dos libros suyos se han publicado en castellano (Zonas de vegetación y clima, 1977, y Los sistemas ecológicos de los continentes, 1981, ambos en Ed. Omega que yo asesoraba) y el primero de estos en catalán por iniciativa de Bolòs ( Vegetació i climes del món, Universidad de Barcelona, ​​1976, traducción de O. de Bolòs que incluye un artículo de Walter sobre los Monegros). Walter publicó la serie Vegetation Monographs of World Regions.

Helmut Lieth (1925, criado en Renania), fue a Stuttgart en los años 1960 y fue de los primeros en ocuparse de la producción primaria a una escala global. Trabajó en Venezuela, Hawái y Osnabrück. Le traté en varios seminarios y congresos. Heinz Ellenberg (1913-1997) había estudiado en Hannover y el fitosociólogo Reinhold Tüxen (con quien Bolòs tuvo bastante relación) le dirigió la tesis. Había hecho una estancia en Montpellier con J. Braun-Blanquet, trabajó con Walter en Stuttgart y en 1966 se estableció en Göttingen. Se interesó por la definición del nicho de las plantas mediante escalas de preferencias en relación a factores como luz, temperatura, continentalidad, nutrientes, humedad del suelo, pH y salinidad.

Helmut Lieth

Helmut Lieth.

El danés Frode E. Eckardt (1923-?), establecido en el entonces CEPE de Montpellier, se interesó también en el cálculo de la producción primaria desde la escala de la hoja a la global, fue un precursor del Ecotrón (el nombre lo puso él) y estuvo muy involucrado en el PBI, para el que escribió Methodology of plant eco-physiology. En 1967, Harold Mooney hizo una estancia con él en Montpellier. Yo conocí a Eckardt poco después.

Walter Larcher (nacido en 1929 en Kitzbühel, Austria) estudió en Innsbruck y trabajó en Viena, Padua, Sapporo y Seattle. Su libro Physiological plant ecology ha tenido varias ediciones. Uno anterior, más breve, se tradujo al castellano, Ecofisiología vegetal (Omega, 1977) con alguna participación mía. En 1994, me reuní con Larcher y Loretta Gratani en Trento para redactar un proyecto europeo fallido. Otto Ludwig Lange (1927, Darmstadt) dio un fuerte impulso a los estudios ecofisiológicos sobre fotosíntesis en plantas tropicales y de ambientes áridos. Había trabajado en el Negev los años 60 y 70 con M. Evenari y luego en muchos otros lugares del mundo, incluidas zonas mediterráneas de Portugal.

Estos autores estaban todos muy relacionados con la tradición geobotánica de Warming y Schimper. El mismo Braun-Blanquet (1884-1980), que conocí hacia 1969, había hecho algunas observaciones ecofisiológicas para entender mejor las comunidades vegetales. Walter y Lieth se interesaron por las formaciones vegetales en relación al clima. Ellenberg (1913-1997) fue un mezcla de geobotánico y ecofisiólgo, como muestran Vegetation Mitteleuropas mit den Alpen (1963) o Tentative physiognomic-ecological clasification of plant formations of the Earth (1967), éste escrito con Dieter Mueller-Dombois.

La lista podría ser más larga, por supuesto, pero no pretendo hacer una historia sino señalar el papel del intento de comprender la distribución de las plantas y las características de las formaciones vegetales en los inicios de la ecofisiología europea (y rusa y norteamericaba). No nos puede sorprender, con estos precedentes que ecofisiólogos de plantas como H. Mooney, Ch. Field o J. Peñuelas hayan estado al frente de los estudios sobre respuestas al cambio global.

, , ,

Profesor emérito de Ecología de la UAB. Investigador del CREAF en temas de ecología de la vegetación. También ha trabajado en educación ambiental. Miembro del Institut d'Estudis Catalans.
Artículos relacionados
,
Una parte del planeta siempre está congelada y funciona como una nevera enorme de carbono
7 de enero 2021Verónica Couto Antelo
, ,
“Sabadell tiene una gran riqueza de árboles, pero predominan pocas especies autóctonas”, según Mariona Ferrandiz
15 de noviembre 2020CREAF
,
Hablemos de los impactos del ocio sobre el medio natural
22 de octubre 2020Carles Castell Puig
La reverencia por la Naturaleza: unas reflexiones sobre Spinoza, algunos místicos y Margalef
16 de octubre 2020Jaume Terradas
El reto
24 de septiembre 2020J.Luis Ordóñez

Follow CREAF on: