¿Cómo puede afectar la sequía a nuestros bosques?

Aigua de pluja en una conífera
Aigua de pluja en una conífera

El pasado 28 de enero, el investigador del CREAF Jordi Martínez-Vilalta fue entrevistado en el programa de El Matí de Catalunya Ràdio, para hablar de los efectos de la sequía sobre los bosques catalanes. Aunque la situación no es alarmante, muchos pinares sufren las consecuencias de la falta de agua y las temperaturas altas indirectamente, debido a la gran cantidad de procesionaria del puno de este año (puedes recuperar las declaraciones a partir del minuto 02: 05).

Aigua de pluja en una conífera
Agua de lluvia en una conífera. Autora: (CC0) Diane Joanis

Esta anomalía «es estraña, para nosotros y para los bosques, porque normalmente aquí cuando hay sequía es en verano. Cuando la sequía es en invierno, como ahora, tiene unos efectos algo diferentes», comentaba el experto a la pregunta hecha por la conductora del programa, Mònica Terribes. En este sentido, por ejemplo, no está claro cómo afectará este ataque masivo de procesionaria. Sin embargo, la salud general de los bosques es buena, por ahora, pero habrá que ver como zonas de planifolios como hayas, robles y encinas, reaccionan si la sequía continúa.

Artículos relacionados

Arnaud Mesureur en Unsplash.
Noticias
Anna Ramon

Las olas de calor apagan el latido de los árboles centroeuropeos

Cierra los ojos y piensa en el ser vivo más sólido que conoces. ¿Has pensado en un árbol? Sólido, inmóvil e impasible al paso del tiempo. Nada más lejos de la realidad y es que los troncos de los árboles laten, se contraen de día cuando se vacían de agua y se dilatan de noche al llenarse por las raíces.

Hemos cambiado la versión de Wordpress. Si prefieres leer esta noticia en inglés o catalán del 2020 al 2012, ve a la portada del blog, cambia el idioma con el selector del menú superior y busca la noticia en la barra de la lupa.

Date de alta en el Newsletter para recibir todas las novedades del CREAF en tu mail