Buscar

La BioMARató: la competición que acerca a la ciudadanía la biodiversidad de las costas catalanas

Grupo de voluntarias y voluntarios haciendo esnórquel en la Barceloneta. Crédito: Anèl·lides-Serveis ambientals marins
Grupo de voluntarias y voluntarios haciendo esnórquel en la Barceloneta. Crédito: Anèl·lides-Serveis ambientals marins

Fotografiar el máximo de seres vivos de la costa catalana, ya sean pájaros, plantas del paseo marítimo o especies subacuáticas, es el objetivo de la BioMARató, uno de los mayores acontecimientos de ciencia ciudadana y observaciones marinas que se celebrará en Cataluña entre finales de abril y principios de mayo, además de a lo largo de todo el verano de 2021.

La BioMARató es una actividad impulsada por el Instituto de Ciencias del Mar (ICM-CSIC) junto al proyecto Cos4Cloud, la empresa Anèl·lides – Serveis ambientals marins, la asociación medioambiental Xatrac y dos centros de submarinismo: Oceánicos, y Plàncton Diving y el ayuntamiento de Calonge y Sant Antoni, que busca promover la conservación y la sensibilización en torno al ecosistema marino. 

La celebración de la BioMARató coincide con la del City Nature Challenge (CNC), una competición amistosa internacional de observaciones naturalistas donde ciudades de todo el mundo competirán entre ellas para conseguir la mayor cantidad de observaciones de seres vivos dentro de su localidad y publicarlas en una plataforma de ciencia ciudadana. La región ganadora será la que consiga más observaciones naturalistas, más especies de seres vivos observados y más participantes implicados.

Banner_BioMARató

Este año el CNC se celebra del 30 de abril al 3 de mayo y, en el caso de Cataluña, participarán las provincias de Barcelona, Girona y Tarragona a través de la BioMARató. A lo largo de estos días se ofrecerán diversas actividades gratuitas, entre las que se incluyen un taller para conocer la biodiversidad entre las rocas, salidas de esnórquel e inmersiones de submarinismo.

Desde junio hasta septiembre de 2021 la ciudadanía podrá disfrutar de múltiples actividades para conocer el ecosistema marino que forma parte de algunas localidades de la Costa Daurada, la Costa Brava y las playas del Área Metropolitana de Barcelona (AMB).

No obstante, como no siempre hace buen tiempo en abril para acercarse en las playas o entrar al agua, la competición continuará en el territorio catalán durante el verano. Así, desde junio hasta septiembre de 2021 la ciudadanía podrá disfrutar de múltiples actividades para conocer el ecosistema marino que forma parte de algunas localidades de la Costa Daurada, la Costa Brava y las playas del Área Metropolitana de Barcelona (AMB). En este caso, ganará la provincia que consiga el mayor número de observaciones de seres vivos bajo el agua, la que detecte más especies invasoras y raras o la que consiga el mayor número de participantes.

Cualquier persona puede participar, tanto apuntándose a una de las actividades organizadas, como fotografiando seres vivos por su cuenta. El objetivo es disfrutar de la naturaleza, hacer el mayor número de fotografías a seres vivos y subirlas al proyecto ‘BioMARató’.

Submarinisme. Crèdit: Anèl·lides-Serveis ambientals marins.
Inmersión de submarinismo. Crédito: Anèl·lides-Serveis ambientals marins.

Una vez finalizada la BioMARató, comenzará el proceso de identificación y validación de todas las observaciones que se hayan subido a Natusfera. Asimismo, se organizarán dos actividades online gratuitas para aprender a identificar especies con todas las observaciones que se hayan recibido y descubrir algunas de sus curiosidades.

Conocer la biodiversidad para fomentar su conservación  

Algunas de las observaciones que se recojan a lo largo de la competición se utilizarán en el proyecto de ciencia ciudadana UrbamarBio, liderado por Anèl·lides – Serveis ambientals marins, y en el que participan el ICM-CSIC y el proyecto Cos4Cloud. “Utilizaremos los datos obtenidos en las playas de Badalona y ​​Barcelona para promover el uso sostenible y la preservación de su ecosistema marino a través de UrbamarBio”, afirma Andrea Comaposada, bióloga y fundadora de Anèl·lides– Serveis ambientals marins y líder del proyecto Urbamar.

Uno de los principales objetivos de este proyecto es publicar un artículo científico el que se explique el proceso para conseguir que los datos reportados por la ciudadanía sean de alta calidad, requisito imprescindible para poder incorporar este tipo de metodologías participativas en futuros proyectos de investigación.

Jaume Piera BioMARató ciència ciutadana

Cada vez se reconoce más la importancia de la ciencia ciudadana como una valiosa fuente de información para la comunidad científica e, incluso, para apoyar la toma de decisiones en políticas medioambientales y de conservación.

JAUME PIERA, investigador en el ICM-CSIC, investigador asociado del CREAF y coordinador del proyecto Cos4Cloud.

Un ejemplo concreto es el informe ‘Estat de la Natura a Catalunya 2020’ publicado a finales del año pasado por el Departament de Territori i Sostenibilitat (DTES) de la Generalitat para evaluar la biodiversidad en Cataluña. Para su elaboración, se contó, además de con la contribución y los datos de varias entidades, con datos recogidos por cientos de personas voluntarias agrupadas en proyectos de ciencia ciudadana. “Este documento demuestra la enorme contribución que supone la ciencia ciudadana para el monitoreo de la biodiversidad”, concluye  Piera.

El informe fue un encargo del Departamento de Territori i Sostenibilitat (DTES) al CTFC y al CREAF, que han elaborado el documento conjuntamente con el Instituto Catalán de Ornitología (ICO) y el ICM y con la colaboración de los servicios técnicos de la Dirección General de Políticas Ambientales y Medio Natural del propio Departamento.

Artículos relacionados

Cabana a las montañas de Asturias. Imatge: Paco Lloret
Noticias
Francisco Lloret

Ecología y despoblamiento rural

La despoblación del mundo rural se ha ganado un lugar en la agenda política y social. El gobierno de España y CCAA tienen programas para revertirla o al menos mitigarla. Incluso la Unión Europea elabora estrategias y planes de acción. Existen bastantes razones para ello.

Finca Planeses en La Garrotxa (Catalunya), donde se implementa el modelo de agricultura y ganadería regenerativa. Autoría: Galdric Mossoll.
Noticias
Angela Justamante

El uso extensivo del territorio es la mejor estrategia para revertir la despoblación rural y proteger la naturaleza

España, según datos del INAP, ha perdido 5,3 millones de habitantes entre 1960 y 2021. Ante este escenario, uno de los grandes objetivos de la política actual ha sido revertir esta situación. Aun así, en un momento de crisis de biodiversidad, hacer volver a la gente al entorno rural se puede percibir como una amenaza para la conservación de la naturaleza.

Paisaje del Valle de Òdena después del incendio de 2015. Imagen: Galdric Mossoll
Noticias
Anna Ramon

¿Qué es la desertificación y cómo prevenirla?

¿Sabías que en Cataluña dos tercios del territorio son vulnerables a la desertificación? Concretamente las comarcas de la cuenca del Ebro y centrales de Tarragona y Lérida.

Hemos cambiado la versión de Wordpress. Si prefieres leer esta noticia en inglés o catalán del 2020 al 2012, ve a la portada del blog, cambia el idioma con el selector del menú superior y busca la noticia en la barra de la lupa.

Date de alta en el Newsletter para recibir todas las novedades del CREAF en tu mail