Buscar

Victorias y piedras en el camino cuando se quiere llevar la ciencia ciudadana al aula

Profesores y profesoras comparten entre sonrisas sus experiencias con los proyectos de ciencia ciudadana. Fotografía: Pau Guzmán.
Profesores y profesoras comparten entre sonrisas sus experiencias con los proyectos de ciencia ciudadana. Fotografía: Pau Guzmán.

Las aulas de Cataluña enverdecen y se llenan de naturaleza, vivir los conocimientos está a la orden del día: queremos enseñar y aprender haciendo y compartiendo. Estas son reflexiones que destilamos del encuentro de los primeros docentes implicados en el acompañamiento con el CREAF y Escoles Verdes que promueve el Departamento de Acción Climática de la Generalitat de Cataluña. Un acompañamiento que quiere llevar la naturaleza al aula a través de la ciencia ciudadana.

Una decena de docentes se encontraron el pasado viernes 27 de octubre en la Estación Biológica de Can Balasc con el CREAF, para compartir las diferentes experiencias de sus centros educativos durante el curso 2022/23. El objetivo era ambicioso, construir comunidad y conocer qué han hecho los siete centros involucrados en el proyecto piloto, aprender y construir ideas juntas. La conclusión general es que la ciencia ciudadana pone en práctica el trabajo cooperativo y transversal, y promueve valores muy positivos hacia la naturaleza entre el alumnado.

El objetivo era construir comunidad y conocer qué han hecho los siete centros involucrados en el proyecto piloto, aprender y construir ideas juntas.

Conectamos con Berga, desde donde Nuria pudo explicar su experiencia con Ignasi y la biodiversidad a través de iNaturalist a la Serra de Noet; de Valls vino Paloma, explicando cómo han complementado la información del proyecto Torrents con la participación a RitmeNatura; de Sant Pere de Ribes encontramos a Ana y Alba y su propuesta de ciencia ciudadana y aprendizaje y servicio en la Riera de Ribes, aportando datos deespecies exóticas en EXOCAT; Jordi y Txell vinieron desde Sant Sadurní de Anoia, de la Escuela Vedruna, para explicar cómo RitmeNatura les había permitido vincular biología y plástica, y desde el mismo municipio Oriol, del IE Intermunicipal del Penedès que enfrentarán problemáticas ambientales desde la perspectiva de la ciencia ciudadana; desde Montserrat y los Estados Unidos, Joan y Sean un visitante de la Escolanía, nos llevaron su iniciativa de seguimiento de la naturaleza en Montserrat con RitmeNatura y Alerta Forestal; desde Oliana no pudieron venir, pero tuvimos muy presente el trabajo de Francesc y Conxita de biodiversidad y fenología en el Alt Urgell con RitmeNatura. En definitiva, pusimos encima la mesa todo el trabajo hecho y pudimos preguntarnos por los detalles, éxitos y retos.

Aprendizajes en el aula

El tiempo y el trabajo en el aula fueron sin duda los dos ámbitos que llevaron más de hacia todas las representantes. Aun así, los valores que habían despertado en su alumnado también fueron un punto de reflexión importante.

Esta propuesta de ciencia ciudadana ha aumentado la motivación, autonomía, diversidad, cooperación y conocimiento del alumnado

Todas coincidieron en que la ciencia ciudadana ha sido la excusa para poner en práctica el trabajo cooperativo, e implementar ideas como encuentros semanales de proyectos donde exponer el desarrollo y las actividades o fortalecer los vínculos y alianzas con agentes locales que puedan facilitar salir a campo, por ejemplo. Esto hizo posible organizar el trabajo transversal y que más sencillo a pesar de la carencia de horas para organizarse y compartir con el claustro. Del aula es de donde queremos salir, pero donde tenemos que volver y volvemos cargados de datos. Trabajar el método científíco con datos propios, contextualizándolo con aquello que hemos visto en la naturaleza y vincularnos al tejido social, fue destacado como punto fuerte. Para enfatizarlo, estuviern de acuerdo con la necesidad de concretar la pregunta antes de salir, la de encontrar maneras sencillas de tratar los datos y cómo presentarlos, reconociendo su valor dentro y fuera de la comunidad educativa.

Estación Biológica de Can Balasc, el espacio donde se desarrolló el encuentro situado en medio de Collserola. Fotografía: Pau Guzmán.
Estación Biológica de Can Balasc, el espacio donde se desarrolló el encuentro situado en medio de Collserola. Fotografía: Pau Guzmán.

De los valores y aprendizajes destacaremos que el más importante para implementar cambios al aula y acercarnos a la natura, es hacer caso a la canción y, ¡lanzarse! Que no vale un todo o nada, porque un paso nos acerca un poco más. Todos coincidieron en que la ganancia de motivación, autonomía, diversidad, cooperación y conocimiento del alumnado, gracias a la transversalidad que los ha ofrecido esta propuesta de ciencia ciudadana nos hace entender a todos que nuestras pequeñas acciones llevan a grandes cambios.

A raíz del encuentro se va deciri crear un nuevo Grupo de trabajo de ciencia ciudadana y educación en la red de Escoles Verdes que, desde este momento, forman todos los docentes que han participado en esta formación. Un grupo que incrementará la experiencia y que más centros puedan hacer sus primeras pasos y recorrer el camino de la naturaleza en el aula.

Y tú, ¿eres docente de una Escuela Verde? ¡Contáctanos!

Artículos relacionados

Avispa asiática (Vespa velutina). Autoría: cris_mc, iNaturalist.
Noticias
Angela Justamante

EXOCAT organiza una maratón para encontrar especies invasoras en Catalunya

¿Cuáles son las especies invasoras más comunes? ¿Se está extendiendo su población por el territorio? Para poder recabar más información sobre esta problemática y generar una base de datos extensa, el CREAF y el DAAC abren el proyecto de seguimiento de las especies exóticas en Catalunya, EXOCAT, a la participación ciudadana y durante 3 días (del 24 al 26 de mayo).

La ginesta, que la veiem florida en aquesta imatge del 22 d'octubre a Barcelona, només hauria de tenir flors entre els mesos d'abril i juliol. Font: Elisabeth Llopart (Voluntària de RitmeNatura)
Noticias
Gerard Gaya

Plantas de toda Cataluña florecen y fructifican también en otoño debido al calor de los últimos meses

La temperatura de septiembre y octubre, mucho más cálida de lo que es habitual en esta época del año, ha modificado los ciclos naturales de muchas especies, sustituyendo el inicio del otoño por una “segunda primavera”. Han vuelto a brotar viñedos del Penedès y el Garraf, se ha retrasado la caída de las hojas de algunos árboles de hoja caduca y han florecido por segunda vez multitud de plantas silvestres y árboles frutales desde las Tierras del Ebro hasta la Cataluña del Norte.

Can Balasc con Barraquer. Imagen: Alba Gimbert
Noticias
Alba Gimbert

Una mirada a los bosques del futuro con la colaboración de Barraquer

El CREAF amb el Centre d’Oftalmologia Barraquer i les seves famílies han visitat l’Estació Biològica de Can Balasc per ensenyar i viure, de primera mà, la importància de la nostra vista com a eina de canvi i protecció dels boscos mediterranis.

Hemos cambiado la versión de Wordpress. Si prefieres leer esta noticia en inglés o catalán del 2020 al 2012, ve a la portada del blog, cambia el idioma con el selector del menú superior y busca la noticia en la barra de la lupa.

Date de alta en el Newsletter para recibir todas las novedades del CREAF en tu mail